El uso de cantidades mínimas de toxina botulínica tipo A es ideal para la corrección de las arrugas dinámicas del entrecejo, finas arrugas de la frente, y las patas de gallo. La elevación de cejas puede ser obtenido con el uso de Botox. Esta corrección no es la permanente, y puede necesitar ser repetido el tratamiento cada 3 a 6 meses.

Más información 

Si quieres más información rellena este formulario

Por favor, revisa los campos seleccionados
He leído y acepto la política de uso de datos

Gracias por contactar con nosotros

En la mayor brevedad posible nos pondremos en contacto con usted